Espacios públicos urbanizados y edificaciones

1. Plazas de aparcamiento reservadas para personas con movilidad reducida

Pregunta:

Vivo en una localidad de más de 50.000 habitantes y no existe ninguna plaza reservada para personas con movilidad reducida. ¿Puedo solicitar una plaza?

Respuesta:

El artículo 16 del Real Decreto 505/2007, de 20 de abril, por el que se aprueban las condiciones básicas de accesibilidad y no discriminación de las personas con discapacidad para el acceso y utilización de los espacios públicos urbanizados y edificaciones, dice que se reservarán plazas de aparcamiento para las personas con movilidad reducida que les garantice el acceso a los principales centros de actividad de la ciudad, independientemente de las que hayapor residencia o lugar de trabajo.

Las comunidades autónomas han aprobado normas para reservar estas plazas en función del número de plazas de aparcamiento de la zona y de su proximidad a edificios públicos.

También, los ayuntamientos suelen disponer de ordenanzas que regulan el derecho a la reserva de una plaza de aparcamiento próxima al domicilio o al centro de trabajo de la persona con discapacidad.

 

2. Ley de Propiedad Horizontal

Pregunta:

¿Tiene mi comunidad de propietarios la obligación de realizar obras para conseguir que el edificio donde vivo sea accesible?

Respuesta:

La comunidad de propietarios de un edificio con viviendas de propiedad horizontal está obligada a realizar las obras que garanticen la accesibilidad de las zonas comunes:

- cuando lo solicite uno de los propietarios en cuya vivienda o local vivan, trabajen o presten servicios de voluntarios personas con discapacidad, o mayores de setenta años.

-cuando el importe de dichas obras no supere el importe de todas las mensualidades ordinarias de gastos comunes de todos los propietarios, entendiendo dicho importe repercutido anualmente (por ejemplo, si la comunidad de propietarios solicita un préstamo, que el importe de lo abonado al año no supere el límite indicado).

Estas obras pueden ser: la instalación de rampas, ascensores u otros dispositivos que favorezcan la orientación o su comunicación con el exterior, por ejemplo, los videoporteros.

La comunidad de propietarios tiene obligación de realizar la obra cuando el importe supere el límite indicado, pero la diferencia hasta el importe total la asuma el propietario que haya solicitado la realización las mismas.

También, la comunidad de propietarios está obligada a la ejecución de la obra cuando reciba una subvención que llegue hasta el 75 por ciento del coste de la obra.

Teniendo en cuenta que las obras son necesarias y obligatorias procederá como sigue:

a) Serán costeadas por los propietarios de la correspondiente comunidad o agrupación de comunidades, limitándose el acuerdo de la Junta a fijar la derrama (es decir, las cantidades que deberán pagarse de más) y los plazos en que se cobrarán.

b) los propietarios que se opongan o retrasen sin justificación podrán ser sancionados administrativamente.

c) Los pisos o locales también pagarán la parte correspondiente en los gastos ocasionados para la realización de dichas obras.

 

 

 

© 2020 Ministerio de Derechos Sociales y Agenda 2030